viernes, 12 de marzo de 2010

Sé observador de tus pensamientos.


El pensamiento tiene su importancia. El pensamiento es una herramienta como lo es un brazo ó una pierna. No usas las piernas todo el tiempo. La usas cuando es necesario. La mente es una herramienta poderosa.


Hace posibles muchas cosas pero es tan poderosa que a veces toma control nuestro. La mente debería ser usada sólo cuando es necesaria y lo es el 10% del tiempo. La investigación muestra que alrededor del 90% de nuestros pensamientos son repetitivos. La mayor parte son preocupaciones sobre el futuro o volver a vivir el pasado. Esto es claramente innecesario. El único momento real es el Ahora. Escapar el Ahora es la causa de tanta tensión, “fracaso” y problemas en nuestro mundo. Tu estado normal a través del día debería ser de no mente. Deberías ser un observador, no un pensador.


Deberías vigilar tu mente. Tal como observas las cosas fuera de ti, comienza a  observar también tus pensamientos. De esta manera, dejas de estar bajo el control de la mente. Dejas de identificarte con la mente y te identificas con tu Ser, el ser que todo lo sabe. Comienzas a vivir en el presente en lugar del pasado ó en lugar del futuro imaginario. Tus tensiones desaparecen y tu éxito florece. Sin embargo, no juzgues tu mente ni la maldigas si te das cuenta que has estado bajo su control. Es una herramienta maravillosa si aprendemos como usarla correctamente. Tú ya sabes como usarla. Usala sólo para formular tus intenciones, para darle a la vida las imágenes apropiadas para traer nuevas experiencias a tu momento de Ahora (no dentro de cinco minutos sino Ahora en este instante). Comenzarás a darte cuenta que en el momento del Ahora no tienes ningún problema, tienes eventos pero no problemas. Los problemas existen en la mente, en tus pensamientos. Cómo eventos, son sólo eventos que suceden y cambian tan pronto como suceden. Todos tus problemas, si es que hay alguno, son imaginarios y están en el “futuro”. Si todavía estás vivo leyendo este libro, sabrás que nunca pudiste escapar de pasar por el momento del Ahora. Si estás aquí, leyendo esto, nunca fallaste un momento del Ahora, nunca dejaste de pasar exitosamente a través del Ahora.


Incluso la muerte, el máximo miedo para muchas personas, no es un problema. Aquellos que conocen lo que es realmente la muerte saben también que no es un problema y por ende no le temen. Nada en el Ahora es un problema. Nada Ahora es un problema – estás diseñado para ejecutar el Ahora en forma perfecta, pero en el momento en que empiezas a preocuparte por el futuro, identificándote con la mente en lugar de usarla, empiezas a tener problemas. Recuerda, el futuro no existe. Está en tu mente. Incluso cuando piensas sobre el futuro, piensas en él, Ahora. Cuando en la realidad llegas a él, lo haces en el Ahora, no entonces. Para el momento en que en realidad estés en tu futuro, será el Ahora. Sé observador de tus pensamientos. Tú no eres tu mente. Tu mente es una herramienta poderosa y hermosa, pero no te identifiques con ella. Usala para pensar de la manera correcta y apágala cuando no la estés usando. En verdad, la mayor parte del tiempo no necesitas usarla. Piensa en lo siguiente:
¿Estuviste alguna vez en una situación con riesgo de muerte que se presentó inesperadamente? ¿Qué pasó en ese momento? Tu mente debe haber hecho algo pero mayormente estaba apagada. Tu Ser, Ser, tomó comando y de la mejor y más inteligente manera manejó la situación. En una emergencia real, cuando la mente no tiene tiempo de pensar en nada, estás presente en el Ahora y nunca es un problema cuando estás presente. De hecho, te vuelves extremadamente calmo. Ahora aquí vienen las buenas noticias: no necesitas
de una emergencia para acceder a esa calma supra inteligencia. Puedes aprender a estar ahí, todo el tiempo, estar presente todo el tiempo. Eso es verdadero Ser. Ser es no mente. Ser es la calidad de ser, la presencia, el darse cuenta, la conciencia, el Ahora.
Publicar un comentario

AVISO LEGAL: Todo el material publicado o reproducido en este sitio web tiene como único fin difundir conocimiento y valores culturales. Bajo ningún concepto persiguen fines lucrativos, prohibiéndose expresamente su copiado para uso comercial. Solo se reproduce material al que es posible acceder de manera libre, pública y gratuita en distintos blogs, webs, sitios y lugares de Internet. Si algún autor o compositor, representante legal o sus derechos habientes considera que la exposición de algún material en particular afecta sus derechos de autor, rogamos comunicárnoslo a fin de proceder a su retiro.